lunes, 4 de julio de 2016

9 1/2 PREGUNTAS DE TERROR. Responde CLAUDIA CORTALEZZI


9 ½ PREGUNTAS DE TERROR



1.   ¿Qué le causa terror a la mujer que convive con la escritora? ¿Tienes alguna fobia?

Fobias no tengo. Y es muy difícil que algo me cause verdadero terror. No creo que exista ese algo que le cause terror a todos los que disfrutan del género; sí creo que cada uno pone en la lectura sus experiencias, y la combinación puede desencadenar reacciones maravillosas.

2.   ¿Por qué te has dedicado a este género? ¿Qué o quién ha resultado una influencia en tu escritura y en qué sentido?

Nunca me propuse escribir sobre un tema o género determinado; es más, no siempre escribo terror. Pero cuando sí lo hago… acaso sea para ver si puedo ir un poco más allá y producir algo que a mí misma me provoque angustia o impotencia o asco.

Yo creo que la influencia viene de un algo que está agazapado en mí y de vez en cuando se da el gusto de mostrarse. Y lo disfruto muchísimo.

3.   ¿Eres de leer obras de terror? ¿Cuál es tu obra favorita? ¿Un autor que quieras recomendarnos?

Leo de todo, siempre que me interese la historia. Últimamente, para sumar ejemplos para el taller, leo muchos cuentos. Claro que el terror tiene su prioridad y podría hacer una lista, pero hay un par de cuentos que me impresionaron en la primera lectura, hace ya muchos años, y vuelven a impresionarme en cada encuentro: “Los sin cara”, de Marcel Schwob; y “La escudilla de cobre”, de Mayor George Fielging Eliot.

4.   ¿Para ponerte a escribir tienes alguna manía, un recurso ingenioso, un ritual o ceremonia?

Para escribir un cuento, necesito algo que me dispare la idea, y escribirla lo más rápido posible; después pierde fuerza. Pero si estoy trabajando una novela —aunque la novela viva conmigo las 24 hs.— necesito de mi propia disciplina.

5.   ¿Trabajas conforme un esquema o argumento fijado con antelación o prefieres dejar que una idea te lleve? ¿Eres de hacer investigaciones previas, documentarte?

Me siento a escribir con la idea de para donde voy. Y si la historia quiere ir para otro lado —pasa bastante seguido—, la acompaño, me dejo sorprender.

No hago investigaciones, pero indago sobre detalles que necesito que sean verosímiles.

6.   ¿Qué es lo más difícil a la hora de narrar una historia de terror?

Que me provoque algo a mí, que soy muy dura.

7.   ¿Dejas que el texto se quede leudando y luego lo retomas para corregirlo o corriges a medida que escribes?

Corrijo a medida que escribo. Pero después lo dejo uno o dos días y vuelvo a corregirlo y vuelvo a corregirlo y vuelvo a corregirlo.

8.   ¿Por qué crees que el terror es un género que sobrevive a las modas y que se reinventa a sí mismo de edad en edad?

Todos tenemos algo de niños. Y para los niños leer terror o ver una película de terror son formas de poner el terror afuera, donde se puede cerrar el libro o apagar la tele y hacer que lo que angustia se quede ahí, y entonces la vida diaria se ve más liviana. Para mí el terror es ese angustiarse por puro gusto.

9.   Es un estereotipo generalizado creer que el escritor de terror es una persona, como mínimo, con sus rarezas… ¿Es así en tu caso?

Me hago la normal y me lo creo. No sé qué pensará la gente de mí.

½     ¿Qué piensa tu familia acerca de las historias que escribes?

Tanto mi marido como mis hijos están acostumbrados a que lo que escribo no se condice con mi yo de todos los días. Mis hijos —que ya son grandes— dicen “Todo bien, ma”, escriba sobre lo que escriba.

Claudia Cortalezzi nació en Trenque Lauquen, provincia de Buenos Aires (Argentina), en 1965. Vive en Alejandro Petión, Cañuelas.
Cofundó La Abadía de Carfax —junto a Marcelo di Marco, entre otros—, y antologó el 3º libro de este círculo de escritores de horror y fantasía, editorial PasoBorgo, 2012.
Además de escribir ficción, es redactora de libros de información y artículos para diarios y revistas.
Coordina talleres de corrección literaria en narrativa en Palermo, CABA, y en la Biblioteca Sarmiento de Cañuelas.
Tiene varios cuentos premiados. Participó en antologías en Argentina, España, Libia y Perú.
Su novela, Una simple palabra, fue editada por Andrómeda en 2010.
En 2014, La Letra Eme, editó el libro de cuentos Cinco mujeres y otra cosa, que Claudia escribió junto a Alejandra D’Atri, Paula Jansen, Victoria Fargas y Gladis Lopez Riquert.
Además tiene publicados No ser o ser (microrrelatos) Ed. Micrópolis (Perú), 2016; In excelsis (microrrelatos) Ed. Macedonia 2015; Entrañable (cuentos) Ed. Textos Intrusos, 2015; Una simple palabra (novela) Ed. Andrómeda, 2010.



Muchas gracias por visitar EL ECLIPSE DE GYLLENE DRAKEN. Si te parece, puedes dejar un comentario. Conocer tu opinión es muy importante para los que hacemos el blog. Si te ha gustado o crees que a alguien más le pudiera gustar, te pedimos por favor que lo compartas en las redes sociales. Gracias otra vez. Y esperamos que vuelvas.